¡Por un euro justo y democrático!